La policía de Las Vegas lanzó una advertencia a los turistas que visitan la ciudad.