Leave a comment
Pandas at the zoo

Source: picture alliance / Getty

 

A los pandas hambrientos no les importa especialmente si hay un cierre parcial del gobierno. Los animales del Parque Zoológico Nacional de Washington necesitan que alguien los alimente incluso después de que la instalación haya cerrado sus puertas el miércoles por falta de fondos federales. Este zoo es parte de la red de museos Smithsonian y todos permanecieron abiertos hasta el día de Año Nuevo con los fondos preexistentes. Pero ese dinero ya se ha agotado y no se renueva como consecuencia del cierre parcial del gobierno.

“Planeamos mantener el nivel actual de cuidado de los animales, y eso no va a cambiar pase lo que pase” ha dicho la portavoz del centro Annalisa Meyer. También hay animales que esperan crías y que necesitan que alguien les de seguimiento. Esta es la razón por la cual más de la mitad de los 321 empleados del zoológico y el Instituto de Biología de la Conservación asociado al centro seguirán trabajando.

No obstante, el centro permanecerá cerrado al público. Este miércoles, la puerta que da a Connecticut Avenue y que normalmente está abarrotada no vio corretear, como de costumbre, a decenas de niños ansiosos por ver a los animales. Meyer apunta que los cuidadores emplearán el tiempo de inactividad en llevar a cabo controles médicos completos de los animales.

El centro también dejará de emitir en vivo con sus cuatro cámaras que muestran pandas gigantes, elefantes, leones y ratas topo desnudas. Meyer dijo que estas transmisiones realmente no necesitan que los empleados federales las administren a diario, pero aún así “requieren recursos federales”.

El cierre parcial del gobierno comenzó el 22 de diciembre tras el desacuerdo entre los demócratas y el presidente Donald Trump por la demanda del mandatario de fondos para financiar un muro fronterizo con México. Trump dijo el miércoles que el cierre durará “todo el tiempo que sea necesario”.

El zoológico y la red Smithsonian mantienen una relación inusual con el gobierno federal. Técnicamente son parte del Departamento del Interior, y el zoo recibe aproximadamente el 70% de su presupuesto de las asignaciones federales.

Un  acuerdo similar rige en el Kennedy Center para las Artes Escénicas, que está recortando las horas de visitas al público pero que aún planea albergar los conciertos y actuaciones programadas. La vocera del centro, Michelle Pendoley, dijo: “El espectáculo debe continuar”.

Ya que no hay señales inminentes de que el cierre vaya a terminar pronto, los funcionarios de turismo de Washington están trabajando para garantizar que los turistas no cancelen sus viajes por completo. La oficina del alcalde y la oficina de turismo de Washington publicaron una lista de museos privados para los visitantes, como el Newseum, el Museo Nacional de Mujeres en las Artes, el Museo de la Biblia, el Teatro de Ford y el DAR Constitution Hall.

comments – add yours
×