Leave a comment
TOPSHOT-US-SHOOTING-SCHOOL

Source: MICHELE EVE SANDBERG / Getty

 Los estadounidenses se enfrenta de nuevo a una masacre en una escuela, una masacre que la mayoría no entiende y se pregunta cómo una vez más la sociedad debe enfrentarse a una tragedia como la registrada este miércoles en Florida, en la que al menos 17 personas perdieron la vida.

Esa misma pregunta estaba en el aire hace unos meses tras el tiroteo de Las Vegas, en el que más de medio centenar de personas murieron y medio millar resultaron heridos por la acción indiscriminada de un solo hombre que disparó sin piedad contra una multitud que asistía a un concierto de música country. La pregunta se plantea hoy en millones de hogares, en centros de trabajo y en todas las escuelas y universidades del país, pero desafortunadamente no es ni la primera vez ni será la última. Mientras tanto cabe preguntarnos también ¿Qué piensan los americanos del control de armas?

NBC en colaboración con The Wall Street Journal publicaron el pasado octubre, pocas semanas después del tiroteo de Las Vegas,  una encuesta para conocer la visión de los estadounidenses sobre el papel del gobierno en el control y de las armas de fuego y los derechos de los ciudadanos. 

De la muestra se desprendía que la sociedad americana se encuentra dividida en el asunto. La mitad de los encuestados teme que el gobierno “pueda ir demasiado lejos al restringir los derechos de los ciudadanos a poseer armas” o, por el contrario, que “no hará lo suficiente para regular el acceso a las armas de fuego”.

En cuanto a los hogares en los que hay un arma, un 59% teme que el gobierno pueda ir muy lejos en la restricción, mientras que un 33% teme que no haga lo suficiente, unos porcentajes que se sitúan en el 56% y en el 33% si se pregunta a los estadounidenses que viven en el campo y en un 40% frente a un 56% para los que viven en la ciudad.

Esa brecha también aumenta cuando se pregunta a las personas mayores de 65 años, pues un 50% cree que el gobierno no hace lo suficiente por controlar las armas de fuego frente a un 36% que opina lo contrario.

En cuanto a los hogares en los que no hay armas de fuego, el 31% teme que el gobierno sea restrictivo frente a un 63% que espera que se produzca un mayor control de armas. El 41% de los universitarios de raza blanca ve con recelo que el gobierno sea más restrictivo, frente a  un 53% que echa de menos una mayor regulación. Esa diferencia se sitúa en el 54%/39% si nos referimos a no universitarios de otras razas.

La muestra llevada a cabo en octubre se realizó entre 900 personas con un margen de error de +/- 3.27%

comments – add yours
×